La ampliación del sistema hospitalario dotándolo de más 1,087 camas destaca en un informe presentado por los miembros del Sistema Nacional de Emergencia (Sinager), presentado al mandatario, Juan Orlando Hernández, quien se encuentra en el Hospital Militar, donde recibe tratamiento para el COVID-19.

Las autoridades del área de salud y del manejo de la pandemia presentaron el viernes al mandatario y al pueblo hondureño, por videoconferencia, un informe de logros y retos a afrontar para poder mitigar el impacto del coronavirus en el país.

El comisionado presidencial para la pandemia, Lisandro Rosales, informó que se ha ampliado la capacidad en los hospitales con la dotación de 1,087 camas y más de 400 camas en los centros de aislamiento con un trabajo ya preparado por médicos.

Recordó que al inicio de la pandemia se contaba con 76 unidades de cuidados intensivos y hoy se cuenta con 198 unidades.

Rosales añadió que se ha dotado de todo el equipo de bioseguridad al personal de salud y se ha abastecido de medicamentos a los 32 hospitales y centros de salud en todo el país.

Detalló que además se ha contado con la donación de países amigos, como Estados Unidos, con la dotación de ventiladores mecánicos que se han diseminado en los distintos hospitales.

Por su parte, la ministra de Salud, Alba Consuelo Flores, amplió que en la actualidad se están realizando 1, 600 pruebas diarias para diagnosticar la enfermedad COVID-19, causada por el coronavirus.

Precisó que se cuenta con dos equipos de trabajo con el fin de agilizar el proceso de los resultados de las pruebas de los pacientes con síntomas de COVID-19.

Ya se cuenta con equipo para realizar las pruebas en los hospitales Escuela y San Felipe de la capital, con el que se puede incrementar el número de exámenes para detectar esa enfermedad, acotó Flores.

Pormenorizó que se contaba antes de la pandemia con 800 personas contratadas y hoy ya se cuenta con más de 3,000 profesionales de la salud diseminados en las salas para COVID-19, centros de aislamiento y de triaje.

Flores informó que la próxima semana se entregarán más de 35,000 tratamientos Maíz con el fin de abastecer más los hospitales, así como las regiones sanitarias.

Apuntó que en los centros de salud se contará con la disponibilidad de los tratamientos Maíz para dar respuesta oportuna a los pacientes que requieran de esos medicamentos.

Asimismo, dijo que se ha reunido con las autoridades de los centros penitenciarios de todo el país con el fin de dotar las salas de triaje de medicamentos y aumentar el número de pruebas de COVID-19 en las cárceles.

Se han fortalecido con equipo las salas para COVID-19 de los hospitales, así como se han robustecido los centros hospitalarios con ventiladores mecánicos, externó la titular de Salud.

Añadió que 120 ventiladores mecánicos serán distribuidos en los distintos hospitales de todo el país.

Informó que se ha comunicado con autoridades de Choluteca, Valle, Gracias a Dios e Islas de la Bahía para abastecer más con medicamentos e incrementar el número de pruebas laboratoriales en esos departamentos.

MÁS CENTROS DE TRIAJE

La comisionada para la atención de COVID-19 en Tegucigalpa, Yolani Batres, informó que desde el pasado sábado se habilitó un centro de triaje en las instalaciones del Instituto Nacional de Formación Profesional (Infop), en el que se ha atendido hasta a la fecha a más de 1,200 personas.

Batres, también exministra de Salud, ejemplificó que solamente el pasado jueves se atendieron en ese centro 211 personas, de las cuales a 149 se les aplicaron las pruebas rápidas, arrojando un 36 por ciento de positividad, por lo que se entregó a los pacientes el tratamiento Maíz para la contención de la COVID-19.

Adelantó que se tiene contemplado abrir un centro de triaje en la colonia Mayangle de Comayagüela y otro en las instalaciones de la Villa Olímpica, para totalizar tres en la capital, con el del Infop.

Y además, añadió, se instalará un centro de triaje en la clínica periférica de la colonia Las Crucitas.

Detalló que el hospital San Felipe en febrero tenía cero camas habilitadas, en mayo 50 y en junio tiene 100.

En el caso del Hospital María se tiene la capacidad para expandir su atención con 20 camas más.

El Hospital Escuela, detalló Batres, se convirtió en un centro para COVID-19 y pasó de tener 20 camas a tener todo el tercer piso para atención de esa enfermedad y se habilitará el cuarto piso con 160 camas más.

Apuntó que en el Polideportivo de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) desde mayo se habilitaron 34 camas, se aumentó en junio a 63 camas y se podrá incrementar a otras 50 camas.

BRIGADAS MÉDICAS

El presidente de la Agencia de Regulación Sanitaria (Arsa), Francis Contreras, expuso que las brigadas médicas están visitando los hogares en distintos barrios y colonias haciendo los diagnósticos de pacientes con síntomas de COVID-19 y brindando el tratamiento Maíz.

Además, dijo que se ha adoptado la metodología de brigadas en algunos centros escolares para atender a toda la población residente del lugar.

Se cuenta con cuatro equipos que andan casa por casa haciendo los diagnósticos de COVID-19 y se incrementará el número de los mismos grupos de trabajo de atención.

Contreras precisó que se han atendido a más de 8,000 hogares para un total de atención de más de 31,000 personas.