Bogotá – Las autoridades colombianas incautaron dos toneladas de cocaína en una zona rural del municipio de Sardinata, que está ubicado en la región del Catatumbo, fronteriza con Venezuela.

Así lo informó la Policía Antinarcóticos, que detalló en un comunicado que en la operación efectuada por los Comandos Jungla en la vereda (caserío) Las Pailas también decomisaron “2.760 galones de sustancias líquidas y 650 kilogramos de sustancias sólidas indispensables para la producción de alcaloides”.

La información agregó que fue destruido un laboratorio que tenía capacidad para producir alrededor de dos toneladas de cocaína.

Según las autoridades, los narcotraficantes utilizaban la frontera para llevar la droga al Caribe y a Centroamérica.

El viernes pasado, la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) divulgó un informe según el cual los cultivos de coca se redujeron ligeramente en Colombia en 2018 al pasar de 171.000 hectáreas a 169.000, pero siguen en sus cifras más altas desde que comenzaron a calcularse.

El representante de la UNODC en Colombia, Pierre Lapaque, mostró su satisfacción porque se frenó el crecimiento de estos sembradíos pero aseveró que “es necesario mencionar que Colombia aún está en los niveles de cultivo de coca más altos de toda la serie histórica que se inicio en 2001”.

Este estudio se hizo público semanas después de que la Oficina de Política Nacional para el Control de Drogas de la Casa Blanca (ONDCP, por su siglas en inglés) divulgara un informe según el cual las hectáreas de coca sembradas en Colombia tuvieron un ligero descenso del 0,5 % el año pasado al pasar de 209.000 a 208.000.

Por otra parte, esta semana las autoridades de Colombia y Panamá incautaron 4.575 kilogramos de cocaína en una operación conjunta ejecutada en aguas cercanas al istmo en el mar Caribe.

En esa operación fueron capturados cinco ciudadanos colombianos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here